Radiohead en Chile: Sobrecogedor e inolvidable

martes, marzo 31, 2009

La entrada.
Desde que supe que Radiohead se presentaría en Chile, algo en mi interior hizo que se volviese imperioso conseguir una entrada. En noviembre la compré, y como muchos de los más fanáticos, quedé en el segundo show. No hubo caso que pudieran cambiármela en Punto Ticket, así que asumí mi destino. Más tarde, comprobaría que era lo mejor que pudo haber sucedido.

Hospedaje.
Segunda valla, conseguir a quien allegarme para acudir al concierto y pasar la noche en Santiago. Esta etapa fue crítica, porque no tengo familiares en la metrópoli, entonces todo se complicó. Por hechos sucedidos en enero y febrero, con consecuencias para marzo, también vi peligrar mi viaje y asistencia. Pero ahí apareció un buen amigo, que solucionó todos mis problemas y finalmente pude asistir sin vacilación.

El viaje.
23:45 Desde que me embarqué la noche del jueves desde Concepción, el ambiente, la gente y las conversaciones denotaban que muchos íbamos en peregrinación a magno evento. Era un concierto histórico e imperdible. 5:40 Llegué la madrugada del viernes. Santiago me recibió con su gris tan característico. 8:30 Un metro repleto y estaciones diferidas según el color por la hora punta. Llego al departamento de mi amigo, dejo mis cosas, y decido juntarme con dos compañeros de universidad para pasar el tiempo. 11:00 Plaza de Armas. Shopping, conversación, jugo, lentes de sol. 14:30 camino a Renca para almorzar en casa de mi amiga. 16:15 recién logro salir de la casa rumbo al Estadio Nacional. 16:50 encontré a mi amigo en la fila 3 y entramos en un momento. Luego de los dos controles de rigor, alrededor de las 17:30 ya estábamos en nuestras ubicaciones. Por primera vez estaba en la Pista Atlética del Estadio Nacional, ad portas al primer mejor concierto de mi vida.

Concierto.
Casino, cero brillo. Kraftwerk, con su apuesta en escena bastante atractiva, y su trayectoria, respeté su presentación. 21:00 Abre finalmente, Radiohead.Nunca vi tantos colores y figuras creadas de forma tan armoniosa y cuidada. El complemento visual fue hermoso. Las notas comenzaron a fluir y se forman al son de las ondas acústicas los acordes de "Creep", un grito ensordecedor fue el que emitió mi boca. De ahí en adelante todo fue una atmósfera cargada de música y elementos visuales impactantes, un escenario de antología.Tanto respeto por su público al preparar un espectáculo tan perfecto, como el respeto que en dos o tres ocasiones otorgó su público al recibir sus canciones con un silencio ensordecedor y estremecedor a la vez. Mirar el cielo, a pesar de su carga de smog, y ver las estrellas escuchando a estos monstruos, me hizo dar las gracias al borde de las lágrimas por estar ahí en aquel momento. Tuve ganas de llorar de alegría... indescriptible. No canté la canciones en perfecto inglés porque no las sé, pero con ellos la letra pasa a un tercer plano. La música hizo erizar mi piel como una sensual caricia. Mi corazón latía a mil, y mi mente devoraba cada acorde y nota de esa voz tan potente y fina, como es la de Thom Yorke.

Un espectáculo sensorial de otro mundo.

Y fue mi primer concierto. Gran comienzo.


PD: Un regalo. Aquí puede bajar el concierto del 27 de marzo en Chile http://www.megaupload.com/?d=Y4ZTPIU8

3 opiniones... y tú?:

Carrie Kasabian dijo...

Hola Anais! Primera vez que escribo aquí...

Hace rato que tenía pendiente este blog para opinar sobre el concierto de Radiohead... más allá de que no hayamos coincidido en la fecha, me queda decir que lo pasé de maravillas con los cinco de Oxford...

Pasaron casi dos semanas y aún trato de revivir ese instante en que empezó el show con 15 Step y Thom Yorke comienza a cantar... ahí estábamos todos/as uuuuh! Y cada vez que suena Paranoid Android o Just, es imposible no acordarme del momento en que las canté a todo full (y casi estrello mi nariz contra la espalda de un chico de polera celeste mientras tocan Just, de la pura emoción)... entre otros tantos momentos notables...

En fin... aún quedan réplicas del huracán Radiohead, y es lejos lo mejor que me ha pasado en materia de conciertos (y es el primero internacional al que voy)...

Se cuida mucho, Anais...
Saludos, Carrie Kasabian.
(PD: Gracias por tu comment en mi blog)

εïз..·´¯'Anais..·´¯'εïз dijo...

Yo casi les rompí los tímpanos a dos chicos ubicados delante mío en el momento que comenzó el concierto con "Creep"... entre otros momentos notables.

Saludos sita Carrie!

Den-Sahr dijo...

Felicidades...

que bueno que lo pasate genial, que fue inolvidable..

çUn amigo también estuvo allá, yo lamentablemte no estab bien economicamente como poder asistir, aunque ganas tenia...

Una linda experiencia, que bueno que todo salio bien, creo que el conicerto fue increible..

saludos